Contáctanos en hola@casaonce.mx

#FinDe: Como ellos dijeron: Si de zampar se trata… ¡Zampar!

#FinDe: Como ellos dijeron: Si de zampar se trata… ¡Zampar!
24 noviembre, 2017 admin

Por: Catalina Romero 

Un día entre semana, antes de que cumpliera años, una amiga llegó y dijo, “vamos a ir a comer cecina al mejor lugar que existe en México”. Como buena extranjera que soy, a la hora que me dijeron la palabra “cecina” sabía que algo conocido me sonaba, pero no llegaba a mucho más que eso. Mi amiga explicándome que era una de las carnes con mejor sabor y corte de todo el país, y yo pensando a dónde íbamos a comer y qué era lo que íbamos a probar… Quién sabe hacia dónde nos dirigíamos.

Salimos a la hora del almuerzo de la oficina y nos fuimos a un nuevo restaurante que se llama Zampar Cecina Rica. Está localizado a uno de los costados de Periférico Norte, cerca del edificio de Forbes. Cuando llegas piensas que es lugar sencillo, pero cuando entras te das cuenta que lleva ese elemento moderno, fresco y original de un lugar recién abierto (claramente liderado por millennials).

El photo opportunity en la pared lleva la frase de “Si de zampar se trata…”, (De ahí el título de este artículo) y el servicio y sabores, son sencillamente espectaculares. No paren de leer porque esto se pone mejor. Cuando llegas ves a todos los comensales disfrutando de tacos, chilaquiles y los famosos bowls. Mi primera recomendación fueron los tacos de cecina, los cuales, con solo un mordisco, se te salen las lágrimas de la emoción por la perfección del sabor. Son unos tacos rellenos de cecina, con aguacate, crema, queso y frijol negro.

No sé si es la frescura de los ingredientes o la forma en qué combinan con la carne, pero cada mordisco te hace querer quedarte a vivir ahí (y no estoy exagerando). De tomar, pedimos el agua del día, el cual era menta con pepino, azúcar y limón. Refrescante y espectacular.

Después me recomendaron pedir el bowl de arroz, el cual lleva cecina, frijol negro, aguacate, crema, queso y especias. Un mordisco de nuevo y casi me pongo a llorar de la felicidad.

Se los digo de verdad y con todo el corazón, creo que es la comida más rica que me he comido en todos estos años en México. Son pocos los lugares de los que digo esto, ya que nunca había probado algo tan sencillo y tan deslumbrante en un solo mordisco.

Cuando terminamos de comer, pedimos la cuenta (casi sin podernos mover de lo llenos que estábamos) y nos contaba una de las dueñas y fundadoras, que hoy en día llevan menos de un año abiertos y que andan fascinados con la reacción de la gente frente al negocio (y ni siquiera cuestiono por qué).

El lugar es minimalista, tiene sus platos de peltre y tiene la opción de sentarte en la barra, en la barra en la ventana mirando hacia la calle o en una mesa tradicional. La verdad no espero el momento a regresar, y si están leyendo esto, es el lugar que más recomiendo en todo México hasta hoy.

Como dirían varios personajes que conozco, es un orgasmo de comida.

1 Comentario

  1. Alessa Borja 2 años hace

    En verdad gracias por tomarte el tiempo por compartir tu experiencia con nosotros!!! Estamos ansiosos por recibirte de nuevo, por #zamparaddicts como tu es que seguimos creciendo!!! gracias

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*